Noticias Prensa

Joven soldadora se luce en Olimpiadas de Habilidades Técnicas

  • Patricia Noda, secretaria ejecutiva de Vertebral, agrupación de IP y CFT acreditados, destaca que son socios fundadores de las olimpiadas. ‘Es una de las pocas iniciativas donde se reúne la educación media y superior técnico profesional con el mundo de la empresa, lo que forma una articulación’, sostuvo.

Yasmín Isamit, 17 años, es alumna de 3° medio del Liceo Industrial Chileno-Alemán de Ñuñoa. Era estudiante de Electricidad hasta que tomó las herramientas de la especialidad de Soldadura. ‘Fue amor a primer arco’, dice la resuelta muchacha.

Y aunque al principio le dijeron que no, ella insistió, fue a clases en el verano, le agregó talleres por las tardes y terminó quedándose entre los estudiantes de construcciones metálicas. Tanto practicó que este miércoles era la única mujer entre 14 participantes de distintos colegios técnicos en la competencia de soldadura, una de las pruebas de las Olimpiadas de Habilidades Técnicas WorldSkill.

El desafío para todos era concretar las uniones de tres piezas en acero al carbono, acero inoxidable y aluminio, usando arco manual. A cada uno le dieron los planos de lo que debía realizar. ‘Está difícil, pero hay que ponerle talento’, comentaba Yasmín, quien está segura que en el futuro quiere dedicarse a trabajar en soldadura.

Revisión milimétrica

‘Les entregamos las planchas a cada uno y tenían que hacer una unión a tope’, explica Jorge González, docente y encargado del evento.

Después viene la exhaustiva revisión, por parte de un grupo de nueve profesores de liceos y planteles de educación superior.

‘Los evaluadores miran los aspectos de cada unión y los miden con instrumentos de precisión’, agrega González. ¿En qué se fijan? El experto saca una carpeta llena de criterios de evaluación. ‘Por ejemplo, que la soldadura esté libre de apertura de arco, el ancho parejo, con una variación de hasta 2 milímetros, y que la pieza esté libre de esmerilado’, comenta.

Después quiebran la unión. Sí, la rompen: la idea es verificar que no tenga fallas internas, como poros o incrustaciones no metálicas. ‘Esta es la página para chequear, más todo esto’, muestra el profesor González, tomando en sus manos una buena cantidad de hojas.

El objetivo de la competencia -que dura dos días y finaliza este jueves- es encontrar a los mejores soldadores a nivel de liceos técnicos. ‘Vamos a entregar medallas de oro, de plata y de cobre, porque estamos en Chile’, lanza el profesor González. También está la posibilidad de acudir a competencias similares a nivel mundial, con los otros países que conforman WorldSkill.

Para armar el evento usan equipos modernos, que a veces no están en los liceos donde se dicta la especialidad. ‘Esto es profesionalizar la actividad. Se necesita gente en soldadura, porque en Chile siempre se está construyendo’, destaca el profesor.

La costumbre es fundamental para controlar las máquinas, opina Martín Apablaza, alumno de la Escuela Industrial Las Nieves, de Puente Alto. ‘El profesor me asignó para competir y me gusta. Me especializo en soldadura MIG, con alambre y es casi automática. Los otros tipos son diferentes, porque tienes que tener buen pulso. Es cosa de práctica’, explica.

Las olimpiadas técnicas

No solo hay competencia de soldadura en los dos días de la actividad. En total se desarrollan muestras prácticas en 19 especialidades técnicas, entre ellas mecatrónica, pastelería, fresado CNC, mecánica automotriz, riego tecnificado o soporte de redes, repartidas en 12 sedes a lo largo del país. Los jóvenes participantes suman 150 estudiantes.

‘Nuestro objetivo es, a través de la formación, mejorar las buenas prácticas y el desarrollo profesional de los técnicos’, señala Arsenio Fernández, presidente de WorldSkill Chile, asociada a la organización internacional que hoy agrupa a 75 países. Su foco es posicionar a la educación técnica en un nivel de reconocimiento social. ‘Vemos que hay muchachos con tremendos talentos y que, por distintas razones, la educación técnica pasa inadvertida’.

Articulación con la empresa

Patricia Noda, secretaria ejecutiva de Vertebral, agrupación de IP y CFT acreditados, destaca que son socios fundadores de las olimpiadas. ‘Es una de las pocas iniciativas donde se reúne la educación media y superior técnico profesional con el mundo de la empresa, lo que forma una articulación’, destaca. ‘Lo que valoramos más es que la educación técnica profesional en Chile no es muy visible, siempre está la mirada en la educación universitaria. Estas olimpiadas son una fiesta, donde los estudiantes tienen la posibilidad de mostrar sus destrezas, habilidades y competencias’, asegura.

Fuente: Las Últimas Noticias

Link: http://www.lun.com/Pages/NewsDetail.aspx?dt=2017-10-19&PaginaId=50&bodyid=0

You Might Also Like